GlocalPressUrjc

Menú principal

Se encuentra usted aquí

"El que más posibilidades tiene para gobernar es Pedro Sánchez"

Entrevista
Nacional
En un momento muy interesante para la política española, entrevistamos a dos estudiantes de Ciencias Políticas: Rubén Navas, que además es Secretario General de las Juventudes Socialistas de Navalcarnero y David Serrano, que participa en dos Círculos de Podemos.

P - ¿Quién creéis que acabará gobernando España? ¿Habrá nuevas elecciones?

Rubén Navas – El candidato con más posibilidades para gobernar actualmente en España es Pedro Sánchez porque ha demostrado que es capaz de debatir, acordar y llegar a acuerdos con fuerzas de diferentes ideologías. Y creo que no habrá elecciones porque es la peor opción de todas las posibles. Los ciudadanos no quieren volver a las urnas, sino que los políticos lleguen a acuerdos.

David Serrano – Estoy de acuerdo, el que más posibilidades tiene es Pedro Sánchez. Por varios motivos, como que hay una mayoría contra el PP que él lidera, o que Ciudadanos y Podemos están olvidando cosas que dijeron en campaña, en el primer caso el contrato único y en el segundo que no iban a pactar. Antes pensaba que sí habría elecciones otra vez. Ahora tengo serias dudas, porque por como está planteado el tablero político actualmente, quien rechace negociar o haga que se celebren unas nuevas elecciones, quizá lo pague electoralmente.

P - ¿Es normal que en dos meses no se haya llegado a un acuerdo?

R. N. – Es normal que no se haya llegado a un acuerdo, Rajoy ha perdido 40 días para negociar y para reunirse con los partidos políticos. La diferencia entre Rajoy y Sánchez es que el segundo está manteniendo una ronda de contactos con todas las fuerzas con representación en el Congreso para llegar a un acuerdo y Rajoy se niega a dialogar.

D. S. – En España el bipartidismo ha hecho mucho daño, tanto que no sabemos vivir sin imponer nuestras ideas. El consenso es esencial en estos parlamentos divididos pero no significa tampoco ceder en todo y perder la identidad, sino acercarse a una postura intermedia y que satisfaga mínimamente a ambos. A parte de eso, que es obvio, no ha habido acuerdo porque Rajoy ha estado un mes sin buscar ningún pacto e incluso rechazó acudir a la investidura y Pedro esperó, aun sabiendo que Rajoy fracasaría, a negociar con nadie. ¿Por qué? El primero por puro electoralismo, el segundo porque las tensiones internas le tenían tan atado que prefirió arreglar primero lo suyo que lo de todos. C's y Podemos sí que desde el principio han querido negociar.

P - Hace un par de días que Podemos presentó su propuesta de gobierno a Pedro Sánchez. ¿Qué opinais de estas propuestas? ¿Son realistas?

R. N. - En general, las propuestas de Podemos son parecidas a las del PSOE, sobre todo en política social y de regeneración democrática. Una de las propuestas que no es realista es la del referéndum en Cataluña, esa es una línea roja del partido socialista. Lo que no sabemos es si Podemos presenta esta propuesta porque quiere dividir nuestro país o lo hace porque sabe que el PSOE no la aceptará y provocar una nueva convocatoria de elecciones que es lo que buscan en el fondo.

D. S. – En mi opinión sí, hasta tiene memoria económica con sus ingresos y sus gastos especificados y cuadran las cuentas. Pero lo importante no es si son viables en la práctica sino si son asumibles por Pedro Sánchez y creo que deberían serlas, pues no son más que de sentido común. Podemos tiene casi el mismo porcentaje de votos que el PSOE, ¿cómo no va a querer entrar en un gobierno? Es clave para Podemos el concepto de check and balance, es decir, de pesos y contrapesos para que nadie pueda excederse en su poder pues tendrá un socio que le controle. El referéndum es de risa, porque el propio PSC lo defendía hace dos años, ¿ahora no? Vaya. Lo que pasa que las presiones internas del propio PSOE le impiden pactar con Podemos, por eso se va tanto con C's, al que acusaba no hace tanto de "juventudes del PP".

P - ¿Qué solución política consideráis que será viable para el problema de Cataluña?

R. N. - Creo que la solución viable para el problema catalán es una reforma constitucional para que los catalanes vuelvan a encajar en España.

D. S. - La solución es clara: si sumas En Comú Podem más los independentistas son más de la mitad y creo que casi el 70% del electorado catalán. Esto significa que hay una gran mayoría de personas que buscan cambiar el estatus de Catalunya o por lo menos obtener el referéndum. En las sociedades modernas si una gran mayoría quiere una cosa, al final la obtendrá. Es imposible e inviable ir contra esa mayoría. Como se ha dicho, votar también es para votar que NO a la independencia. Y esto al final es una cuestión política. Obviamente no es viable con la configuración actual del Parlamento, pero creo que es la mejor solución celebrar un referéndum.

P - En cuanto a la responsabilidad política en relación a casos de corrupción: ¿Es suficiente en España? ¿Qué opinais de la dimisión de Esperanza Aguirre?

R. N. - La responsabilidad política en casos de corrupción depende del partido del que hablemos. En el Partido Popular ese concepto ni está ni se le espera. La dimisión de Esperanza Aguirre llega tarde y es insuficiente. Con este movimiento, Aguirre vuelve a retirarse a tiempo para que no le caiga el chaparrón judicial que le espera al Partido Popular. Esperanza Aguirre se ha caracterizado por ser una estratega en la política. Ella no se retira del todo, sigue siendo concejal en el Ayuntamiento de Madrid. Quizás sea una dimisión en diferido, en forma de simulación, como diría la secretaria general del PP.

D.S. - En cuanto a la responsabilidad por corrupción hay dos: política y judicial. Existe gran sensación de impunidad judicial, pero la impunidad política es ya directamente de otro mundo. Nadie dimite en este país por corrupción hasta que está tras los barrotes de la cárcel, cuando lo normal debería ser hacerlo si hay sospechas más o menos probadas, pues eres un representante de todos y todas. Lo ideal sería que se tomara la responsabilidad política también como la responsabilidad de no ser corrupto y evitar la corrupción de los demás, pero eso parece ser que es mucho pedir. En cuanto con Aguirre, mi opinión es muy crítica. Lleva más de diez años viendo como sus compañeros y subordinados eran corruptos probados y diciendo que no tenía responsabilidad y ahora dimite por "responsabilidad política". No es coherente consigo misma. Creo que lo hace para meter presión a Rajoy. Pero lo que más me impresiona es que la responsabilidad política para ella solo llega a su propio partido y no como concejal del Ayuntamiento, cuyo puesto pagamos todos y todas. Además dice que los madrileños le dieron su confianza, ¿pero no se la dieron también los dirigentes del PP para tenerla de presidenta del PP madrileño? Su discurso no se sostiene por ningún lado.

Desarrollo en Drupal por Suomitech