GlocalPressUrjc

Menú principal

Se encuentra usted aquí

Mil vidas dentro de una

Opinión
Culturas
Desde principios del siglo XX el 23 de abril se produce la celebración del día del libro. Durante este día se realizan gran cantidad de actividades literarias por toda España y por el mundo entero.

Son muchos los escritores nacidos y fallecidos los días 23 de abril, Cervantes, Shakespeare, Garcilaso de la Vega... Estos son solo unos pocos de ellos, por eso es una fecha tan marcada para la literatura universal y acercar la literatura a los más jóvenes.

La idea original partió en Cataluña conmemorando este día regalando un libro y una rosa a las personas más queridas . Otras ciudades como Madrid acogen este día celebrándolo con multitud de actividades en el centro y en las ciudades de su periferia, como Leganés.

Durante toda la semana se han acogido actividades en la ciudad y en las bibliotecas del municipio como en la biblioteca Julio Caro Baroja en la que se pudo disfrutar de un taller de rimas para los más pequeños.

A día de hoy hay que alentar a los más jóvenes, hay que fomentar la lectura. Desde pequeños nos mandan leer en los colegios e institutos y son pocos los que lo hacen por una verdadera pasión a la lectura.

Tal y como dice el famoso escritor y guionista estadounidense, George Raymond Richard Martin, "un lector vive mil vidas antes de morir. Aquel que nunca lee vive solo una". Esto refleja algo muy cierto. Leer es adentrarse en una aventura en otros mundos encarnando a diversos personajes e imaginando cosas que resultarían imposibles en la vida real pero que son posibles en la ficción.

Son muchos los escritores que nos permiten vivir aventuras de todo tipo. Uno de ellos es Eduardo Mendoza, quien recogió el Premio Cervantes. Otra de las actividades desarrolladas en la semana del día del libro, la lectura del Quijote, que este año fue el galardonado el encargado de realizarla.

Eduardo Mendoza, Premio Cervantes 2017

 A todo esto no hay que olvidar que los tiempos avanzan y nosotros con él. Hay que irse adaptando a los cambios y a las mejoras. Se sigue fomentando la lectura en papel pero no hay que hacerse los ciegos ante la tecnología.

Nuevos dispositivos, tablets, ebooks, smartphones... han creado aplicaciones que nos permiten almacenar una gran cantidad de libros y disfrutar de ellos. Cada vez es más habitual ver a gente que lee con cualquiera de estos avances tecnológicos en los medios de transporte, en la playa o en el campo.

No importa en qué formato se encuentre el libro que estemos leyendo. Lo que de verdad importa es que nunca se abandone esta práctica. Hay que motivar a la gente a leer, a que se enganchen a las historias que otras personas comparten con nosotros y que hacen que formemos parte de ellas.

Como dice uno de los famosos premio Nobel de Literatura, Jorge Luis Borges, “de los diversos instrumentos inventados por el hombre, el más asombroso es el libro; todos los demás son extensiones de su cuerpo… Sólo el libro es una extensión de la imaginación y la memoria”.

Desarrollo en Drupal por Suomitech