GlocalPressUrjc

Menú principal

Se encuentra usted aquí

Cáritas Alcorcón nos abre las puertas de su comedor social

Entrevista
Sociedad
Voluntarios/as del comedor social de Alcorcón
Hablamos con Constancio Mateos, el responsable del comedor de Cáritas en Alcorcón. Nos cuenta la labor desempeñada en ese comedor, que tiene una nota especial: en él, las personas que lo deseen pueden llevarse la comida en fiambreras, lo que agradecen los más necesitados. Además, Constancio hace hincapié en que Cáritas es mucho más que comedores, es dar cariño, es dar alegría.

La actual crisis económica ha provocado que muchas personas anónimas se animen a ayudar a aquellas que no pasan por su mejor momento. Esto es lo que le ha ocurrido a nuestro protagonista, Constancio Mateos.

La función principal que desempeñan en el comedor es ayudar a las personas que no tienen recursos. Muchos de ellos viven situaciones extremas e incluso en la calle, o están a punto de ser desahuciados, según explica Constancio. El comedor se encarga de dar comida repartida en fiambreras a las personas más desfavorecidas para que lo puedan llevar a sus casas y compartirlo con sus familiares.

El centro social está formado por voluntarios y funciona bajo las directrices de Cáritas. Unos se encargan de comprar los alimentos, otros de elaborar las comidas y otros del transporte. Fundamentalmente, el 80% de las comidas que se dan son donaciones, pero en otras ocasiones  es necesario comprar productos que faltan, como los productos frescos. También deben hacerse cargo del pago de los gastos del comedor.

El pasado mes de enero, la iniciativa cumplió su tercer aniversario. Según nos cuenta Constancio, cuando empezaron servían en torno a 60 comidas, número que desgraciadamente ha ido aumentando hasta llegar a 280. Todas las personas que quieran ser ayudadas se tienen que desplazar hasta las parroquias de Alcorcón, donde Cáritas estudia cada caso minuciosamente.

Durante la entrevista, Constancio comentó lo feliz que le hace poder ayudar al resto de personas. “No se puede juzgar por lo que veas, que a lo mejor ves a la gente y piensas que no se lo merece, pero hay que saber que detrás de cada uno hay una historia”, concluye el voluntario. Éste anima a todos/as a unirse a Cáritas y formar parte de este tipo de actividades.

 

 

 

Comentarios

Muy interesante, Cáritas y el resto de asociaciones que se dedican a ayudar a la gente desfavorecida se merecen lo mejor

Me parece muy bien que aún quede gente que ayude en lo que puede a otra. Muy buena la periodista que entrevista.

Desarrollo en Drupal por Suomitech